• María Del Mar

Desde la mirada del amor




Estoy completamente convencida de que, de alguna manera, nuestro camino ya está entrelazado para permitir que se generen las condiciones que necesitamos conocer, experimentar, hasta darnos cuenta de la importancia que tiene atender esa llamada interior que la vida nos está invitando a escuchar: una elección de amor a todos los actos de nuestra vida.

Siempre va a llegar de la mano de aspectos en nuestra vida que son dolorosos o difíciles de aceptar. Situaciones que despiertan en nosotros la incertidumbre, la inseguridad y el miedo: una crisis personal o de identidad, una enfermedad, una separación de pareja, la pérdida de un ser querido o una crisis financiera, por ejemplo.

Lo que estamos viviendo estos días con la pandemia a causa del coronavirus, es una situación que nos afecta a todos de manera global. Yo lo veo como una oportunidad que se le da a cada persona de mirar hacia dentro y tomar consciencia de sí misma. Una crisis existencial y de los valores socio-económicos, que nos está empujando a revaluar nuestra vida para darnos cuenta de lo que verdaderamente importa y es esencial.

De la mano de lo que nos negamos a ver, dar el giro que necesitamos hacer para que nuestra vida tenga sentido.

Cada vez que encontramos cualquiera de estas situaciones, personalmente creo que es la oportunidad que nos da la vida para reorientarnos y cambiar los aspectos que nos están desviando de nuestro camino. Si podemos dejar de ir contra corriente y nos atrevemos a escuchar.

Es una elección personal que tiene consecuencias reales, importantes en nuestra vida, que nos da la posibilidad de generar el cambio que tanto anhelamos. El cambio que nos permite sentirnos mejor con nosotros mismos y que, además, genera un efecto positivo en aquellos quienes nos rodean.

La vida es con nosotros, cada uno puede contribuir a que mejore el mundo en el que estamos, nos movemos y nos relacionamos. Nada está separado. Todo forma parte de un Todo y está interrelacionado. Nuestras acciones, pensamientos, palabras, generan un efecto en nosotros mismos y en nuestro entorno.

Cada uno de nosotros es importante y realmente valioso a la vida.

Estamos hechos de amor,

al deshacernos de los miedos,

puede fluir en libertad

en nuestro interior y entre nosotros,

nos une y nos conforta.

Al sentirlo,

experimentamos una sensación

de gozo y paz interior

que nos colma de alegría y nos crea

la necesidad de compartir

y ayudar a los demás.

Es la esencia de la vida y da sentido a la existencia.

Necesitamos atrevernos a ser nosotros mismos, comprometernos con la vida y crear-construir- hacer cosas que son para nuestro más alto bien y el de las demás personas.

María del Mar Domínguez

32 vistas

©2020 Escuela Del Despertar / Politica de cookies / Léxico